Almacenamiento en cloud y big data: un enorme desafío para 2020

De todos es sabido la información es poder. Lo ha sido siempre y hoy lo es más que nunca, teniendo en cuenta las ingentes cantidades de datos que empresas e instituciones almacenan y controlan. Pero esa información, el big data, necesita unas herramientas y sistemas que faciliten su gestión, entre ellos el almacenamiento en cloud. Y ambos aspectos, datos y  nube, han de superar retos continuos.

Todo lo relacionado con nuevas tecnologías se enfrenta a avances imparables y cada vez más seguidos, a desafíos que surgen de forma continua y a nuevas amenazas que aparecen inmediatamente después de haber resuelto otras. El big data cloud, como no podía ser de otra forma, no es ajeno a ese escenario global.

Una realidad que cambia a la velocidad de la luz

Lo que hoy sirve mañana ha quedado obsoleto. En todos los aspectos. Y ese es el gran reto del big data cloud: adaptarse a los cambios que se producen de manera vertiginosa. El primero de ellos es la propia información, con cada vez más datos, de distintas fuentes y con estructuras de complejidad creciente. Y no solo eso, sino que su ‘vida útil’ es cada vez más corta.

Todo esto significa que es imprescindible un sistema que permita una velocidad de procesamiento cada vez mayor. Sin ella, la recuperación y análisis de los datos puede llevar a conclusiones incorrectas, con las terribles consecuencias que ello puede suponer para la compañía. El big data y el almacenamiento en cloud tienen que avanzar de la mano para conseguir la mayor eficiencia en el tratamiento de los datos.

De hecho, ese es uno de los retos que el almacenamiento en la nube parece haber superado. Hoy en día, los servicios en cloud han conseguido la agilidad y flexibilidad en la recuperación y el tratamiento de datos que no se alcanzan con otras soluciones. Pero no dormirse en los laureles es imprescindible.

La seguridad es otro de los retos a los que se enfrenta el big data cloud. Las regulaciones sobre protección de datos son muy estrictas y las medidas para garantizar la máxima seguridad son cada vez más avanzadas. Pero también lo son los ciberataques que ponen en riesgo a organizaciones de todo tipo. Trabajar para que el flujo de información esté debidamente protegido implica grandes esfuerzos que tampoco hay que ignorar.

Bid data, cloud y avances indispensables

Ya lo hemos visto, una creciente cantidad de información y la importancia del big data en la competitividad de las empresas necesita una adaptación continua de las herramientas de gestión y también de almacenamiento. La accesibilidad y la simplificación de los procesos para agilizar el tratamiento de los datos son esenciales.

Y en ese complicado camino que almacenamiento en cloud y big data comparten, ha aparecido un aliado que está protagonizando los avances en este sentido: la inteligencia artificial. De hecho, ya es una de las mejores herramientas para ganar eficacia en el procesamiento de datos. Sin embargo, aún queda mucho por delante y es uno de los campos en los que, inevitablemente, habrá que seguir investigando en este 2020.

Conclusiones

Trabajar en estos aspectos es esencial. La tecnología de big data en cloud garantiza el acceso inmediato a la información y desde cualquier punto, siempre y cuando se esté autorizado. No solo eso, sino que facilita el procesamiento de esos datos para tomar decisiones objetivamente acertadas en base a la información de la que se dispone.

Esa facilidad para acceder a los datos, analizarlos, interpretarlos y plasmarlos en decisiones cuentan, en el caso del big data cloud con un aliado imprescindible: la seguridad. La tecnología aplicada hoy en día en los sistemas de almacenamiento garantiza altos niveles de protección que se mejoran y adaptan a las necesidades y nuevos riesgos constantemente.

De esta manera, aunque la capacidad de almacenamiento, la necesidad de tratar datos cada vez más complejos y la amenaza constante de ataques sean desafíos continuos, los avances en todo lo relacionado con big data cloud son capaces de responder a ellos. Conseguirlo no es fácil y necesita de grandes recursos, pero es un camino que inevitablemente hay que seguir.

Si continúas usando este sitio, aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar