Consejos para elegir el mejor hosting para tu empresa

Elegir el mejor hosting para tu empresa no es una decisión que puedas tomar a la ligera. El buen funcionamiento de tu sitio va a depender en gran medida del alojamiento web. Hay infinidad de posibilidades, tal vez no seas un experto y no sepas por dónde empezar, pero al menos debes tener claras algunas cuestiones.

La primera de ellas es que hay que mirar más allá de la cuestión económica. Si necesitas un hosting para tu empresa, los gratuitos no siempre son una buena opción porque suelen ofrecer pocos recursos y el soporte técnico puede resultar insuficiente. En cambio, sí existen alojamientos muy económicos que ofrecen buenas condiciones. Dedica solo un momento a estudiarlos y a comparar servicios. Verás la diferencia.

El segundo consejo imprescindible es que analices muy bien qué necesidades tienes. De ellas dependerá el uso de un gestor de contenidos específico (WordPress, Joomla, PrestaShop…). Cada uno de ellos necesita una serie de herramientas y soportes básicos que debe incluir el hosting para tu empresa.

¿Qué más necesita el hosting para tu empresa?

Ahora que ya tienes claros esos dos aspectos fundamentales, llega el momento de analizar temas mucho más específicos. ¿En que debes fijarte a la hora de elegir el hosting para tu empresa? En cuestiones como estas:

  1. Almacenamiento SSD: este tipo de servidores son más rápidos, y ya sabes que la velocidad de carga en una web es muy importante. Los usuarios de Internet no se caracterizan, precisamente, por su paciencia.
  2. Seguridad: por un lado, conviene fijarse muy bien en las medidas con las que cuenta el servidor para evitar ataques externos. Por otro, que ese hosting para tu empresa incluya la realización de backups o copias de seguridad que eviten la pérdida accidental de datos.
  3. Dominios: tal vez tu empresa acabe de echar a andar, pero es importante pensar en el futuro. Si contemplas la posibilidad de tener varios dominios, el hosting para tu empresa debe estar preparado para ello.
  4. Transferencia: más cuestiones que tienen que ver con el desarrollo y crecimiento de la actividad. Una transferencia ilimitada asegura que el tráfico de datos no se verá afectado sea cual sea el volumen de las visitas.
  5. IP: que sea española no es una cuestión menor. Google identifica dónde está el servidor de tu empresa y prioriza las búsquedas por localización, de modo que es una herramienta esencial en el posicionamiento. Además, se reduce el tiempo de latencia, este es mayor cuando el hosting está en otro país y provoca que las páginas tarden más en cargar.
  6. Panel de control: es un aspecto muy importante a la hora de elegir hosting para tu empresa. ¿La razón? Es la herramienta de administración, por lo que debe contar con todas las opciones que necesites, además de ofrecer facilidad en su manejo.
  7. Soporte técnico: una duda o un problema pueden surgir en cualquier momento y es imprescindible una respuesta inmediata. Si buscas un buen hosting para tu empresa, asegúrate de que tiene soporte técnico las 24 horas los 7 días de la semana.

Y, además de todo ello, a la hora de elegir el hosting para tu empresa aún tendrás que valorar una cuestión más: el tipo de alojamiento. Este puede ser compartido, dedicado (exclusivo), virtual (es una mezcla de los dos anteriores) o en la nube.

En cualquier caso, no debes olvidar que sin un buen hosting para tu empresa tu visibilidad en Internet se verá reducida al mínimo y que el posicionamiento es determinante para conseguir el éxito. No importan la actividad o el volumen de negocio de tu empresa; tampoco si es de nueva creación o ya está asentada; ni siquiera si estás pensando solo en cambiar de servidor. De una buena elección depende el futuro.

Si continúas usando este sitio, aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar